jueves, 8 de noviembre de 2007

9 comentarios:

danone dijo...

Lavapiés puede estar orgullosa de tener grandes campeones olímpicos en esta disciplina. Se les puede ver entrenando en la plaza todos los días de la semana, especialmente en verano y entre las 2 y las 8 de la mañana.

Anónimo dijo...

Bueno, yo creo que no se puede comparar esta disciplina con el "triple delito mortal", ya que la segunda requiere mucha mas disciplina y entrenamiento. Yo dejaría este deporte fuera de las Olimpiadas de Lavapies!

Manuela dijo...

Sin duda es un deporte muy practicado en las plazas y en la calle Argumosa en verano. Hay unos atletas fieles a ésta última, los vecinos dan fe de ello.
Un deporte de élite sin duda alguna porque los que lo practican un lunes a las 2 de la madrugada probablemente no tengan que ir a trabajar el día siguiente, vamos, que pertenecen a una élite, y si les criticas y les explicas que tienes que madrugar te insultan. Son unos elitistas.

danone dijo...

Comentario 2 (anónimo), no te creas, es MUY complicado dejar a un centenar de vecinos sin dormir durante días, digno del más completo de los atletas. En algunas culturas antiguas se utilizaba la falta de sueño como tortura, y en la actualidad llegar completamente dormido un día sí y otro también puede ser motivo de despido. Te invito a que duermas un par de horas diarias durante una semana, y luego intentes rendir en tu trabajo... verás cómo le ves el mérito a estos cantores, palmeros y tambolireros olímpicos.

Anónimo dijo...

Disciplina olimpica sobre todo nocturna. a partir de las 10 de la noche, yo vivo en la calle Olmo y tengo que "disfrutar" de estas lindezas sonoras desde esa hora todos los dias. Dá gusto sobre todo cuando sobre las 5 de la madrugada salen de cierto local de esta calle dedicado al flamenco cutre y venga ¡¡lolaylo!! a grito partido y palmas. Eso no hay quien lo aguante.

Daniel dijo...

qe pena . con el encanto que tenia lavapies hace años.

Anónimo dijo...

En el caso que les expongo no se trata de canto sino de percusión pura, pero supongo que cuenta igual:

A la altura del número 16 de la calle de los Abades un señor se dedica a despedazar todo tipo de chatarra martillazos en plena calle (preferiblemente a la hora de el siesta).

No sabemos si estos concertazos de percusión son por amor al arte o si la cosa tiene alguna utilidad profesional pero son una tortura cuando estás enfermo, durmiendo o estudiando ya que los martillazos se oyen en toda la calle y esto ocurre día sí día también.

Por favor que alguien le de una medalla olímpica a este tipo para ver cómo la machaca con su martillo pilón antes de llegar al podio.

Gracias.

Anónimo dijo...

Estas son unas olimpiadas en toda regla, pero no hay que olvidar que el flamenco es un ARTE y Lavapies tiene toda la magia que no tienen otros barrios para poder darle cobertura.Regulemos los ruidos pero no mezclemos la musica con los robos ni con la mediocridad.
Viva el flamenco en Lavapies. Vivan las Olimpidas sin esta disciplina!

Andrew dijo...

Estamos totalmente de acuerdo, esta campaña no va en gustos de ningún tipo, ni criticando la música faltaría más... Tan sólo denunciar que a las 3 de la mañana en plena calle y "a toda hostia" no es el lugar, ni la forma de HACER ARTE, más que nada porque en este barrio (como en cualquier otro, porque hay visitantes que vienen de marcha y no lo entienden) hay: familias con niños, personas mayores y gente que curra al otro día.

Por lo pronto que vida el Flamenco, el Hip-hop, la salsa y lo que haga falta, pero que suene al volumen y donde tiene que sonar. Y casi mejor si los que lo hacen entonando :)